Envío gratis a partir de $50000 | CABA/GBA Norte

El Aguaribay (Schinus molle) es un árbol de gran valor ornamental que se destaca por su belleza y adaptabilidad. Originario de Sudamérica, el Aguaribay es apreciado por su atractiva apariencia y su capacidad para prosperar en diversos entornos. Conocido por sus hojas perennes, su corteza rugosa y su frondoso dosel, este árbol es una opción popular tanto en jardines como en espacios urbanos. Además se lo conoce como falso pimiento porque sus frutos son negros como un pimiento y de hecho se utiliza como condimento de comidas.

 

El Aguaribay es apreciado principalmente por su impresionante valor ornamental. Sus hojas verdes brillantes y sus ramas extendidas forman una copa densa y atractiva, lo que lo convierte en un árbol llamativo y agradable a la vista. Durante la primavera, el Aguaribay produce pequeñas flores de color amarillo pálido que adornan el árbol y emiten una fragancia delicada. Estas flores son seguidas por racimos de bayas rojas brillantes que persisten durante gran parte del año, brindando un toque de color adicional. Estas características estéticas hacen que el Aguaribay sea una elección popular para paisajes, parques y calles arboladas.

 

Además de su valor ornamental, el Aguaribay es conocido por ser un árbol resistente y de bajo mantenimiento. Es capaz de adaptarse a una amplia gama de condiciones de crecimiento, incluyendo suelos pobres y períodos de sequía moderada. Sin embargo, prefiere suelos bien drenados y ligeramente alcalinos. Para mantener un Aguaribay saludable, es importante proporcionarle una exposición adecuada a la luz solar, ya que es un árbol que requiere pleno sol para prosperar.

 

En cuanto al riego, el Aguaribay es resistente a la sequía una vez establecido, por lo que no requiere una cantidad excesiva de agua. Sin embargo, es recomendable regar regularmente durante los primeros años de crecimiento para fomentar un buen desarrollo de las raíces. Se debe evitar el encharcamiento del suelo, ya que esto puede provocar enfermedades o pudrición de las raíces. Una vez que el árbol esté establecido, será suficiente regarlo ocasionalmente durante períodos prolongados de sequía.

 

El Aguaribay generalmente no requiere poda intensiva, pero se recomienda realizar podas ligeras para mantener su forma y eliminar las ramas muertas o dañadas. Estas podas se pueden realizar durante el invierno, cuando el árbol está en reposo. Además, es importante tener en cuenta que el Aguaribay puede tener una tendencia a invadir áreas circundantes con sus raíces, por lo que se debe tener precaución al plantarlo cerca de estructuras o sistemas de tuberías.

 

En resumen, el Aguaribay (Schinus molle) es un árbol de gran valor ornamental gracias a su atractiva apariencia, con hojas perennes, flores amarillas y bayas rojas brillantes. Además de su belleza, el Aguaribay es un árbol resistente que puede adaptarse a diferentes condiciones de crecimiento y requiere un mantenimiento relativamente bajo. Al proporcionarle una exposición adecuada a la luz solar, un riego moderado y podas ligeras, podrás disfrutar de este magnífico árbol en tu jardín o espacio verde.

 

Tamaños dispobibles: 4L, 10L, 20L, 50L (consultar precios según tamaño)

Schinus Molle (Aguaribay)

Schinus Molle (Aguaribay)
Compra protegida
Tus datos cuidados durante toda la compra.
Cambios y devoluciones
Si no te gusta, podés cambiarlo por otro o devolverlo.

El Aguaribay (Schinus molle) es un árbol de gran valor ornamental que se destaca por su belleza y adaptabilidad. Originario de Sudamérica, el Aguaribay es apreciado por su atractiva apariencia y su capacidad para prosperar en diversos entornos. Conocido por sus hojas perennes, su corteza rugosa y su frondoso dosel, este árbol es una opción popular tanto en jardines como en espacios urbanos. Además se lo conoce como falso pimiento porque sus frutos son negros como un pimiento y de hecho se utiliza como condimento de comidas.

 

El Aguaribay es apreciado principalmente por su impresionante valor ornamental. Sus hojas verdes brillantes y sus ramas extendidas forman una copa densa y atractiva, lo que lo convierte en un árbol llamativo y agradable a la vista. Durante la primavera, el Aguaribay produce pequeñas flores de color amarillo pálido que adornan el árbol y emiten una fragancia delicada. Estas flores son seguidas por racimos de bayas rojas brillantes que persisten durante gran parte del año, brindando un toque de color adicional. Estas características estéticas hacen que el Aguaribay sea una elección popular para paisajes, parques y calles arboladas.

 

Además de su valor ornamental, el Aguaribay es conocido por ser un árbol resistente y de bajo mantenimiento. Es capaz de adaptarse a una amplia gama de condiciones de crecimiento, incluyendo suelos pobres y períodos de sequía moderada. Sin embargo, prefiere suelos bien drenados y ligeramente alcalinos. Para mantener un Aguaribay saludable, es importante proporcionarle una exposición adecuada a la luz solar, ya que es un árbol que requiere pleno sol para prosperar.

 

En cuanto al riego, el Aguaribay es resistente a la sequía una vez establecido, por lo que no requiere una cantidad excesiva de agua. Sin embargo, es recomendable regar regularmente durante los primeros años de crecimiento para fomentar un buen desarrollo de las raíces. Se debe evitar el encharcamiento del suelo, ya que esto puede provocar enfermedades o pudrición de las raíces. Una vez que el árbol esté establecido, será suficiente regarlo ocasionalmente durante períodos prolongados de sequía.

 

El Aguaribay generalmente no requiere poda intensiva, pero se recomienda realizar podas ligeras para mantener su forma y eliminar las ramas muertas o dañadas. Estas podas se pueden realizar durante el invierno, cuando el árbol está en reposo. Además, es importante tener en cuenta que el Aguaribay puede tener una tendencia a invadir áreas circundantes con sus raíces, por lo que se debe tener precaución al plantarlo cerca de estructuras o sistemas de tuberías.

 

En resumen, el Aguaribay (Schinus molle) es un árbol de gran valor ornamental gracias a su atractiva apariencia, con hojas perennes, flores amarillas y bayas rojas brillantes. Además de su belleza, el Aguaribay es un árbol resistente que puede adaptarse a diferentes condiciones de crecimiento y requiere un mantenimiento relativamente bajo. Al proporcionarle una exposición adecuada a la luz solar, un riego moderado y podas ligeras, podrás disfrutar de este magnífico árbol en tu jardín o espacio verde.

 

Tamaños dispobibles: 4L, 10L, 20L, 50L (consultar precios según tamaño)